Habilidades directivas más importantes y cómo motivarlas

Habilidades directivas más importantes y cómo motivarlas

Ser un buen líder o directivo no es una tarea fácil, debemos trabajar distintas habilidades y competencias.

El coaching empresarial nos ofrece las herramientas necesarias para aprender a convertirnos en buenos líderes, nos muestra cuales son las habilidades directivas más importantes y cómo llegar a dominarlas.

Por ejemplo, para poder desempeñar correctamente una actividad de gestión y liderazgo, necesitas ser el motor de tu empresa y tener la capacidad de motivar a tus empleados, afrontar los problemas y ser resolutivo, etc.

Aunque son muchas las habilidades necesarias, podemos clasificarlas en tres grupos diferentes, habilidades técnicas, conceptuales y humanas. Te contamos más sobre los diferentes tipos de habilidades directivas y cómo dominarlas.

Habilidades y competencias que demandan las empresas

Lo primero para convertirnos en unos buenos líderes es tener claro cuáles son las habilidades y competencias que debemos dominar y son de interés para las empresas.

En cuanto a las habilidades técnicas, hace referencia a los conocimientos técnicos y concisos sobre la actividad empresarial, por ejemplo si trabajamos en una empresa de reparación de móviles debemos estar al tanto de las últimas tecnologías, como implantarlas, etc.

En lo referente a las habilidades conceptuales, se refiere a la capacidad para analizar y estructurar, aunque esta parte sea más práctica que teórica, ya que se trata de ser resolutivo frente a escenarios variables, es fundamental saber el camino para llegar a esta respuestas. Se trata de tener las herramientas necesarias y saber cómo usarlas.

Por último, en cuanto al factor humano se refiere, es considerado la habilidad más importante ya que influye directamente a gran número de personas. La habilidad humana hace referencia a la capacidad para tratar con el equipo humano, la capacidad de motivar, delegar tareas, coordinar a los miembros del equipo, etc.

Como ya hemos comentado, para llegar a tener grandes habilidades directivas no debemos memorizar multitud de conocimientos sobre el sector, esto tan solo se reduce a una de las habilidades necesarias, en cuanto al resto, debemos trabajarlas a partir de una serie de herramientas.

Para poder desarrollar las habilidades directivas correspondientes al factor humano y al conceptual debemos comenzar por encontrar las herramientas adecuadas.

Aunque cada empresa y cada persona tiene unas necesidades especiales hay ciertos puntos comunes que debemos aprender a trabajar. Con la ayuda de un coach empresarial podemos trabajar sobre nuestro caso concreto obteniendo resultados mucho mejores y encontrando las herramientas exactas y personalizadas para los problemas o situaciones que podemos encontrarnos en nuestro sector y entorno.

Dicho esto, te contamos cómo desarrollar las habilidades directivas más generales y comunes.

Desarrollo de habilidades directivas con coaching

Hay ciertas habilidades básicas que debemos desarrollar y que deben estar presentes en todo líder, sea del tipo que sea.

En primer lugar, un buen líder debe tener la capacidad de fijar objetivos, que dichos objetivos sean realistas y saber priorizar las tareas para poder conseguirlos en el tiempo determinado, es una de las funciones más básicas. Cómo líderes tenemos que buscar el máximo resultado posible, pero si fijamos objetivos pocos realistas, lo único que conseguiremos es desmotivar a nuestro equipo y crear falsas expectativas que nunca llegaremos a cumplir.

Este punto es fundamental, y para poder llevarlo a cabo necesitamos conocer a nuestro equipo, los recursos, etc.

En segundo lugar, una buena organización es necesaria para poder liderar correctamente. No solo debe organizar tareas, sino que debe organizar a distintos equipos, la persona responsable debe crear sinergias entre sus trabajadores, saber establecer los perfiles y los roles, motivar a personas con distintos caracteres, etc.

Por último, delegar. Es una de las partes más importantes, un buen líder debe ser capaz de delegar tareas y confiar en su equipo, si ha establecido los objetivos correctamente, ha definido los perfiles y ha creado las sinergias necesarias, debe confiar en su equipo y en que serán capaces de desarrollar las tareas correctamente.

El coaching empresarial nos facilita las herramientas necesarias para poder convertirnos en buenos líderes. En Karismatia somos expertos en todo tipo de coaching, para ayudarte tanto en tu vida profesional como en lo personal.