¡Quiero ser Coworker!

Antes de ir a un espacio coworking necesitas saber si realmente es ese tu sitio. Y lo es si valoras separar la vida profesional de la vida laboral. Si eres una persona sociable, te gusta trabajar en equipo y colaborar con otros profesionales, eres un coworker.

Si estás trabajando en casa y quieres mejorar tu productividad, trabajando menos horas con mayor disciplina y rendir más. Disfrutar de una calidad de vida personal mejor al no interferir vida personal con la laboral.

Tener una comunidad coworker a tu alrededor te permite compartir inquietudes con el resto de compañeros siendo motivador y facilitando en tu día a día una actitud constructiva y positiva.

Si es ese tu caso entonces y quieres trabajar en una comunidad coworker, necesitas saber cuáles son las claves para beneficiarte de un espacio coworking, aquí detallamos algunas pautas:

1. Buscar el espacio coworking que se adapte a tus necesidades, todo espacio coworking debe funcionar respecto a su comunidad de coworkers, por ello Karismatia te interesa pues apostamos por profesionales de diferentes disciplinas para que se complementen.

2. Encontrar un coworking que proporcione eventos periódicos, por ello es indispensable que el espacio haya sido diseñado y organizado para tal fin, así como, zonas de trabajo en equipo e individual. Mira nuestras instalaciones puedes ver que te ofrecemos.

3. Un espacio dinámico, donde poder asistir a los eventos organizados, que te facilite tanto la actualización de conocimiento, como la posibilidad de conocer personas y los proyectos que se realizan en tu espacio coworking. No todo es trabajo también hay relax.

4. Poder organizar tus propias presentaciones y reuniones en un espacio agradable en nuestras salas para formación y eventos.

5. Ofrecer una buena imagen a tus clientes, recibir en casa o recibir en un centro de negocios con un toque positivo y moderno, un espacio de líneas puras y salas diáfanas que faciliten la comunicación entre sus miembros. Poder decir «tengo una oficina», al trabajar en casa mucha gente duda de que estés en activo y más si anterior mente has sido empleado.

6. El precio quizás el valor más decisivo para pasarse al coworking, múltiples servicios que de forma individual serían demasiado costosos.

7. No te interesa estar en las instalaciones del coworking pero necesitas un lugar donde tener tu domicilio fiscal, es otro de los beneficios que puedes tener con en nuestra sede, no necesitas estar aquí, simplemente recoge tu correo y recibe tus notificaciones en nuestro espacio.

8. Pertenecer a una comunidad en la que compañeros coworkers se convierten en colegas prosumidores, serán proveedores y consumidores de los diferentes servicios que se ofrezcas aumentando tu red de contactos profesionales y personales.

Y los beneficios añadidos:

1. Encontrar apoyo en aquello que te hace falta y contrastar tu forma de hacer las cosas.

2. Potenciar tu negocio al realizar sinergias con otros coworkers ofreciendo servicios más completos a tu comunidad.

3. Tener acceso a mentoring además de ser motivación para otros.

4. Estar en un entorno inspirador en el que diversas personas están potenciando distintas iniciativas.

5. Flexibilidad, la posibilidad de tener una organización personalizada es otro de los factores interesantes a tener en cuenta en la elección de un espacio de coworking.

6.Trabajar sin preocupaciones, llegar y trabajar sin preocuparte del mantenimiento de las instalaciones o gastos de luz, agua, tlf,..

7.Harás amigos. Vas a tener la agenda más apretada, te lo aseguramos.

Si quieres ser un coworker en Málaga, consúltanos sin compromiso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *